Cómo dar de baja un auto: Guía completa y paso a paso

dar de baja un auto

¿Cómo realizar la cancelación legal de un automóvil en Chile?

En este artículo te explicaremos el procedimiento que debes seguir si necesitas eliminar un vehículo del registro nacional de vehículos en Chile.

Si un automóvil se encuentra abandonado, destruido o desarmado total o parcialmente, es posible realizar el trámite de cancelación de la inscripción del vehículo motorizado en las oficinas del Registro Civil en Chile.

De acuerdo con la información proporcionada por Chile Atiende, los documentos que debes reunir son los siguientes:

  • Realizar una declaración jurada ante notario donde se informe sobre la situación de desarme, destrucción total o abandono del vehículo.
  • Presentar la placa patente del vehículo.

En caso de pérdida o destrucción de las placas patentes, es necesario presentar el comprobante de la constancia ante Carabineros en el cual se indique el número de la placa y las circunstancias de robo, destrucción o pérdida.

Este trámite tiene un costo de $4.300 en el año 2023 y debe ser realizado por el propietario del vehículo.

En los siguientes apartados, te proporcionaremos una guía para determinar cuándo es conveniente renunciar a las reparaciones y dar de baja un vehículo.

Informe Autofact

Consulta los datos de un vehículo a través de su placa patente: antigüedad, kilometraje, multas, revisiones técnicas, accidentes, permisos de circulación, deudas TAG y mucho más.

¿Cuándo determinar que un automóvil ya no es funcional?

Tener un automóvil implica considerar varios gastos en mantenimiento y reparaciones, los cuales se intensifican cuando se trata de un vehículo antiguo que ha superado los 300.000 kilómetros.

En esta situación, a menudo resulta difícil tomar la decisión de deshacerse del automóvil, ya sea por razones afectivas o por motivos económicos, debido a la falta de recursos para reemplazarlo.

Lo cierto es que en algún momento se debe determinar cuando un vehículo ya no es viable, ya que a menudo hacer reparaciones temporales termina siendo más costoso que comprar un vehículo más nuevo y en mejores condiciones.

Consultamos sobre este tema con Cristian Cornejo, responsable del equipo de Productos Chile de Autofact, y a continuación, compartimos una serie de señales que, según nos explicó, pueden indicar que es hora de desechar tu automóvil y buscar otro.

Señales a considerar para no persistir en las reparaciones de un automóvil

Determinar si se trata de una pérdida total

Si el vehículo comienza a fallar y se requiere invertir una gran cantidad de dinero en reparaciones y piezas de repuesto, lo primero es conocer el costo exacto de estas reparaciones. Si el monto supera ampliamente el valor comercial del automóvil, no vale la pena insistir.

El experto explica que de aquí surge el concepto de la pérdida total, que se considera cuando el costo de reparar un vehículo en mal estado excede el 65% de su valor comercial, o lo que esté estipulado por la compañía de seguros.

Dado que estamos hablando de automóviles más antiguos, que generalmente no tienen seguros adicionales, es el propietario del automóvil quien debe realizar este cálculo y decidir si le conviene o no continuar con las reparaciones del vehículo.

Índice de averías

También es relevante tener en cuenta qué tipo de reparaciones son necesarias para el vehículo y con qué frecuencia ocurren.

Si estás considerando realizar una reparación más económica, pero sabes que tendrás que volver a hacerla en un futuro próximo, puede que no valga la pena seguir con ese enfoque. Estas soluciones temporales no garantizan que el automóvil no vuelva a tener problemas y, por lo tanto, el acumulado de estos pequeños gastos a largo plazo puede resultar en un mayor desembolso.

¿Pasará la inspección técnica?

A la hora de invertir en reparaciones, es importante considerar si estas intervenciones permitirán que el automóvil supere la inspección técnica. Si la respuesta es negativa, es mejor no insistir, ya que sin cumplir con este requisito, el automóvil no podrá circular de manera legal en el país.

y obtén un Informe Autofact con el historial más completo y actualizado.

¿Cuáles son las piezas más costosas de un automóvil?

En relación con lo anterior, existen ciertas piezas del automóvil que son más costosas de reparar o reemplazar, por lo que si fallan, es importante considerar si continuar con las reparaciones o vender el automóvil para desguace.

Juego de embrague: Dependiendo de la marca, modelo y año del vehículo, los precios de esta pieza pueden oscilar entre $54.000 y $1.000.000 en el caso de vehículos livianos.

Inyectores de combustible: Tomando en cuenta los inyectores de gasolina y diésel, encontrados en Salfa Repuestos y opciones nuevas en Mercado Libre, tanto alternativas como originales, estos repuestos pueden costar entre $10.000 y $1.000.000 por unidad.

Caja de cambios: Según el modelo y el año del automóvil, encontramos que en Mercado Libre, los precios de esta pieza en versión usada oscilan entre los $150.000 y $2.500.000 en base a nuestra búsqueda realizada.

Motor: Para automóviles antiguos, el coste promedio de este componente usado varía dependiendo de la marca y modelo, siendo de alrededor de $500.000, según lo que hemos revisado en el sitio web de Ipar Desarmaduría. Sin embargo, en el caso de automóviles modernos, los precios de los motores usados se disparan, llegando a superar el millón de pesos en piezas de segunda mano.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio